Blog del Pastor Luis Gómez

Día 110, Lectura de la Biblia en un año, 2 Reyes 18-20

Dr. Luis Alberto Gomez Chavez

Generalmente, en las iglesias se celebra un culto de fin de año con el propósitos entre otras cosas, instalar a los lideres que servirán a Dios en el nuevo año. Mientras todos están al frente, el pastor les pregunta si están dispuestos a aceptar el ministerio con compromiso y seriedad. Como una señal de aceptación del reto y del compromiso de ser fiel a Dios en el ministerio encomendado, el pastor les pide que levanten su mano de derecha con la cual prometen delante de Dios y delante de la congregación fidelidad a este ministerio.

Lastimosamente, muchos de quienes levantan sus manos en señal de promesa y compromiso, cuando llega Abril, se han olvidado o totalmente de su cargo o lo hacen a medias. Por supuesto, no todos, hay muchos que le sirven con lealtad y compromiso a Dios durante el año y hacen todo lo que se les ha encomendado hacer. ¿Sera que las personas que levantaron la mano no entendieron lo serio del compromiso, o no lo cumplen por no darle importancia o es simplemente desobediencia? Hay cosas que Dios desde que nos llamo y regenero con el Espíritu Santo, nos equipo con dones espirituales, con otros miembros de la iglesia para ayudarnos, con Su Palabra, con la oración para cumplir una función específica. Así que, cuando no hacemos aquello para lo cual Dios nos llamó, o no entendimos el compromiso por el cual nos comprometimos, o no le damos importancia y seriedad al cargo que se nos da, y simplemente somos irresponsables o desobedientes.

Cuando hay compromiso con Dios, debemos hacer todo lo que él nos ha ordenado hacer. Significa apartarnos del pecado, quitar todo lo que nos aleja de Dios, y vivir solo para hacer lo recto delante de Dios. Muchos de los 20 reyes del Sur de Israel que la Biblia dice que hicieron lo recto delante de Jehová siguiendo el modelo de su Padre David, no hicieron todo lo que deberían hacer, quitar aquello que los alejaba de Dios, lo que compite con Dios y lo que desvía la adoración que debe ser solo para Dios. Lea conmigo 2 Reyes 12:3,14:4, 15:4, 35, 16:3,4, todos estos reyes dice la Biblia que hicieron lo recto delante de Dios, pero no quitaron los lugares altos donde los judíos adoraban a otros dioses, practicaban idolatría, robaban la adoración que solo Dios se merece, cuando ellos habían prometido muchas veces vivir solo para adorar a Dios.

Quien entendió con seriedad el llamado de Dios y cumplir con compromiso la función y el ministerio que Dios le encomendó fue el rey Ezequías. Dice el 2 Reyes 18:3 que hizo lo recto delante de los ojos de Dios como su padre David. A diferencias de los otros reyes, Ezequías quito los lugares altos y quebró las imágenes, cortó los símbolos a la diosa Asera, e hizo pedazos la serpiente de bronce que había hecho Moisés pues los judíos la habían convertido en símbolo de adoración, le quemaban incienso (v.4). Este rey puso su esperanza, su confianza, su dependencia solo en Jehová Dios de Israel. Fue tan grande y profunda la reforma espiritual que impulso este rey, y que él mismo demostró ser fiel a Dios, que dice el (v.5), “que ni antes ni después hubo rey en Judá como Ezequías”. Hizo tres cosas que resume su trayectoria en relación a Dios: siguió a Dios, no se aparto de él y guardo los mandamientos que Jehová prescribió” (v.6). Observe el resultado de ser fiel a Dios en la tarea que se nos ha encomendado, “Dios estaba con él, a donde quiera que salía, prosperaba” (v.7).

¿Se da cuenta cuán importante que es ser fiel al compromiso que hemos adquirido con Dios? Yo me quedo sorprendido al ver la indiferencia, la poca entrega, la poca seriedad que muchos cristianos dan a la vida cristiana, cuando Dios les ha dado todo el potencial para ser triunfadores. La verdadera satisfacción y significado de la vida cristiana esta en hacer exactamente lo que Dios nos ha mandado hacer aun en medio de incertidumbre, temor, prueba, angustia, tentación, ataques, rechazos, soledad, escases, y hasta incomprensiones. Vivir la vida en contentamiento, en dependencia, es espera total de Dios es lo que nos capacitara para hacer todo lo que Él nos ha mandado hacer acá en la tierra.

En una de las reflexiones anteriores he dicho con claridad que obediencia a medias es desobediencia, obediencia a la fuerza es desobediencia, obediencia retrasada es desobediencia, obediencia con pecado es desobediencia. Hacer algo incompleto para Dios, darle no lo mejor a Dios, hacer las cosas como salgan para Dios, darle lo que me queda, no es lo que agrada a Dios. Aunque la Biblia dice que estos reyes hicieron lo recto ante los ojos de Dios, pero el hecho de no haber quitado los dioses paganos y los lugares altos, es desobediencia, porque ya antes Dios les había dicho, “No tendrás dioses ajenos, ni imagen, escultura, ni los adoraras”.

Pregunto, ¿habrá algún lugar alto en su vida o algo que lo tiene en algo que le roba la atención que solo Dios se merece? No necesita ser un ídolo o una estatua, o una imagen, o una serpiente de bronce para que nosotros seamos idolatras y estemos sustituyendo a Dios y robando la adoración que solo Dios se merece. Todo lo que nos desvía de ofrecer la adoración a Dios, el reconocimiento de la majestad de Dios, el expresar la honra únicamente a Dios, eso es idolatría y debemos quitarlo. Cuando usted niega su fe, niega su identidad con Dios, cuando usted sustituye a Dios, cuando usted ofende a Dios, cuando usted no da gloria a Dios, algo lo ha impulsado a hacerlo, eso es también idolatría. Un hijo, un balón, un vehículo, un deporte, una actividad, una visita, un familiar, un amigo, una novia (o), el esposo o la esposa, el trabajo, la escuela, el negocio, cuando estos compiten con Dios, cuando usted deja de ser fiel a Dios por atender alguna de estas cosas, usted está cayendo en idolatría.

Por favor, dedique un buen tiempo para hacer un diagnostico de su realidad espiritual. Limpie su casa, elimine todo lo que no le ayuda para cumplir el compromiso delante de Dios. Deshágase de lo que lo desvía o aleja de Dios. Depure todo aquello que aun tiene valor pero que necesita refinarlo hasta que esté en buen estado. Finalmente, establezca un nuevo orden de prioridades para un nuevo estilo de vida. Comience hoy mismo y Dios estará con usted y lo prosperará.

Todo lo que haga para honrar a Dios, jamás estará en contra del orden correcto de las prioridades expresadas en la Biblia. Cuando usted agrada a Dios, usted estará bien con lo demás y los demás.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: